3.4.11

Sin falta


Pero aguanta, que todavía no has escuchado el final. Entonces mi viejo se metió en la cancha con la camioneta como adivinando lo que iba a pasar y todos los hijos de puta se pusieron a perseguirnos a piedrazos. Ya en la calle, uno que ha de haber sido de atletismo le alcanza a bajar al Andrés y con otros cinco le empiezan a dar de cabeza contra una lanfor. Nos tocó bajar a ayudar y luego nadie nos ayudó a nosotros. Nos sacaron la entreputa esta vida y la otra. Mi viejo que por suerte tenía una llave de tuercas se alcanzó a bajar un parcito. Hasta el carro quisieron llevarse los pasposos. Sé que está mal generalizar y que habrá algunitos que se salven, pero desde ahí es que les odio a los de ese colegio de verga.

5 comentarios:

L. dijo...

TRIPLESSSentidoSSSSINFALTA
¡¡¡AYYYYYYYYYYYY!!!!!!ÍRAS
me entraron unas feas íras
ja ja ja ja ja ja ja ja ja

Martín dijo...

Es que ya estaba aburrido de hablar solo de mi, jeje.

Christian dijo...

jijiji

Dbo dijo...

Esta bien cambiar y este como el otro (7) son el inicio de una nueva etapa, se nota el cambio y los resultados se veran con el tiempo...

Martín dijo...

Me gustaría divertirme y divertir un poco más, pero cuando mejor me siento es cuando peores cosas me pasan. Le daremos tiempo al tiempo, el nos dirá qué sucede.